Omega-3 en monogástricos: Efecto nutricional y Sanitario

Comparte este artículo: Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Los ácidos grasos poliinsaturados (PUFA) de la serie w-3 desempeñan un papel importante en los tejidos de los animales y humanos. Los ácidos grasos de cadena larga son convertidos a eicosanoides (prostaglandinas, tromboxanos y leucotrienos), substancias con multitud de funciones fisiológicas. El ácido eicosapentanoico (EPA, C20:5), y el ácido docosahexaenoico (DHA, C22:6) tienen un papel importante en la reducción de la viscosidad y la presión de la sangre, la agregación de plaquetas, la arritmia cardiaca y el nivel de triglicéridos plasmáticos y ejercen, por lo tanto, un efecto beneficioso sobre el sistema inmune y en la prevención de enfermedades cardiovasculares. (Saynor et al., 1984; Li y Steiner, 1990; Farrell, 1994) Los ácidos grasos omega-3 están presentes en multitud de tejidos corporales, entre los que destacan tejidos del sistema nervioso.

Ver el pdf completo

PDF_Vector_2

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


cuatro × uno =